28 dic. 2015

No mas que pintura barata que el olvido deshace fácilmente,
Ni un eructo del demonio, ni un resplandor divino,
Solo un escaso tiempo pirañas y mantarrayas malheridas,
No más que un salto inicial, o un cascabel arrojado al barro,
La hostil boca del creyente, la savia del tabaco bajo el sol,
Quizás sí, empecinada criatura con dientes sabor hierro,
El refugio de aquel que empezó el incendio de una selva,
Otra selva, y otra, y otra, y otra, y un bosque, y otro, y otro

No hay comentarios.:

Free counter and web stats