31 oct. 2005



Agosto

Ahora se que esto siempre me acompaño, desde que tenia 7 u 8 años y en un autocine de Villa Gesell se manifestó tan cruelmente por primera vez. Hoy un agosto del 2003, otra vez.
Empieza con una mínima perla gris en el centro, mi centro. Va tomando lugar rápidamente, un asco inquieto, una fría sensación de vacío y con dientes me hacen saber que esta allí. Un filo mudo corta en fetas mis entrañas, pero cada feta o pedazo que este filo cortado no pasa a ser una unidad, es como si fueran fetas de una sombra, pero no sombra hija de una luz. Es sombra invisible, sombra sin padre, sombra ciega. Puedo ver mi rostro gritar en una mueca, pero ese grito inmóvil sin un fluido de aire que lo haga audible es un grito de garganta trunca.
¿ Cual es la palabra ? ¿ Cual es la imagen de esto?
Imagino un ser dentro de un útero denso y caliente. Imagino que ese útero se expande hasta un tamaño inimaginable, la relación de tamaño entre el ser y el útero es incomprensible. El liquido del útero se ha dilatado hasta su inexistencia, ni una mínima traza de el ha quedado. También se ha desecho el intimo calor, pero no hacia el frío, sino hacia la ausencia.
Y que puedo decir de ese ser ya sin referencias, que ni siquiera puede palpar su propia carne, cuya mirada se ha vuelto ceguera sin blanco, negro, ni color.
Su piel, sus huesos, su carne se han vuelto desesperación. Es una mano temblorosa que busca, talvez esta búsqueda que la haga permanecer. Y busca recubrir esa superficie inabarcable con un nombre. Busca una erupción de semen que solidifique. Busca en una mano que acaricie y saber como es la superficie de su propio cuerpo.
Cuando tenia 8 años llore, grite, me perdí. Los brazos salvadores de mis padres me dieron de nuevo forma. ¿Ahora mis gritos inaudibles, mis llantos reprimidos son ecos de aquellos gritos, de aquellos llantos?
Toda mi vida pinte, dibuje y escribí variaciones de estas mismas sensaciones
Y se que no alcanzan.

Click en la imagen para agrandar

28 oct. 2005


Como un pez
Plateado, frió, demasiado húmedo.
Y el sol esta detrás de tu oído
No puedo verlo si tu rostro ya ni siquiera sonríe.

¿Por que siempre viene ese afilador?
¿Y si la sangre es violeta?
¿Acaso no esta todo muy lejos?
¿y si acaso ya no recuerdas lo recordado?

click en la imagen para agrandar

25 oct. 2005

Un detalle


Mientras Hellow goodbye suena en mi cabeza, sin walkman. Camino por el centro de Buenos Aires, cientos de hombres van detrás de sus corbatas, algunas mujeres van detrás de sus siliconas recién implantadas, ojos de todos los colores se cruzan casi a la misma altura que los míos.
Allí veo a alguien diferente, es uno de esas personas que esta fuera del sistema ( según dicen), pordioseros, linyeras, crotos dirán otros, generalmente sus miradas muestran algo extraño que nosotros no podemos ver y a veces se pueden ver sus balbuceos solitarios, conversaciones de ellos con otros ellos mismos. Pero lo que quería destacar es que esos personajes, tanto en invierno como en verano van tapados de ropa. En verano se los ve con ropa de lana o tapados muy abrigados. Y pienso que para ellos esa ropa es su casa, esas telas son como las gruesas paredes de nuestros hogares que nos protegen de los peligros del afuera. ¿Cuanto menos piel expuesta mas protegidos se sentirán?
Y asi nosotros seguimos de largo haciendo como no existiesen. Salvo aquellas personas de una bondad enorme que venciendo pudores y miedos tratan de ayudarlos.

24 oct. 2005


liquidos


Un mar cae en el mar
diluvio que se evapora y vuelve a llover
el corazón flota buscando algún cielo suave

click en la imagen para agrandar

21 oct. 2005

Ángeles


Los Ángeles de Swedenborg son las almas que han elegido el Cielo. Pueden prescindir de palabras; basta que un Ángel piense en otro para tenerlo junto a él. Dos personas que se han querido en la tierra forman un solo Ángel. Su mundo está regido por el amor; cada Ángel es un Cielo. Su forma es la de un ser humano perfecto. La del cielo lo es asimismo...

JL Borges

click en la imagen para agrandar

19 oct. 2005


La buscadora

Con la espalda arqueada, sentada en una silla vieja, rodeada de enormes bolsas, las manos buscan y buscan, tratan y tratan, sacan y sacan cosas y cosas de esas bolsas arrugadas casi andrajosas. El objeto buscado se niega a ser sólido, el resto de los objetos salen y entran de las bolsas y son una y otra vez revisados en una ceremonia que se repite una y otra vez, con un aterrador parecido y con igual final, ese gesto de angustia y la mirada perdida en un suelo que esta infinitamente mas bajo que el suelo que ve el resto.
Alrededor de la buscadora, nosotros, los fantasmas silenciosos de esta historia, vemos una y otra vez como no se encuentra. Callados como monjes asistimos a ese desesperado juego, esa búsqueda repetida, deseando que ese objeto, ya reverenciado por todos los asistentes, de una vez por todas, salga de una de las bolsas y la cuestión termine de una vez. Pero esa cosita; que podría ser un aro, un pez de color, rouge o un a libretita de tapa dura y con la imagen de un santo, hasta un árbol, por absurda que parezca esta ultima idea; nos recuerda a los fantasmas que somos fantasmas que tambien buscamos. Miles o millones de papeles partidos, con palabras ya inútiles, con signos extraviados, cambian de lugar una y otra vez, ellos son los que más confunden a la buscadora, y que vaya a saber que mágicas formas se hacen presentes a los ojos de esta. En esos papeles, que iran en busca de su amarillosidad con el tiempo, podría encontrarse las mágicas palabras que hagan que alguno de los fantasmas dejen de buscar en aquellas otras bolsas escondidas en un rincón invisible, quizás. Las manos de la buscadora van de una a otra bolsa y de tanto en tanto se detiene en la frente de esta, esa frente arrugada por los años y por el agotamiento, y que hace de marco a una mirada al borde del desconsuelo. Los ojos de la buscadora dejan de mirar las bolsas y se posan de uno en uno en los fantasmas, los ojos preguntan silenciosamente esa pregunta demasiado conocida, los fantasmas no pueden responder y no quieren pensar lo que se piensa demasiado, la mirada de la buscadora hace presente una desesperación escondida en vaya a saber que otras bolsas. La buscadora baja de nuevo su mirada y ese manojo de objetos que ya han sido hurgado miles de veces, vuelve a ver la luz y a ser examinado como si recién se hubiera formado.

click en la imagen para agrandar

18 oct. 2005

YI

Ella desaliñó su ropa y marco a fuego su muslo
Partió sus labios y lo dio en pedacitos a las palomas
Comenzó a caminar demasiado rápido y mirando ciertos balcones
Eligio comprar Cosmopolitan en lugar de Le Monde esta vez
Y de pronto ella fue una espalda


click en la imagen para agrandar

17 oct. 2005


UN

Un universo elástico y perezoso corta la calle corrientes en carriles delineados por mosquitas muertas
Ring tones de un Santa Klaus que mastica electrodomésticos a modo de chicles
¿Qué es esto?
Miles de personas tratando de vender un montón de objetos para adquirir otro montón
¿Que es esto?
De Platón a los libros de autoayuda pasaron mas de 2000 años

click en la imagen para agrandar

14 oct. 2005


A Man Without a Country


A Man Without a Country –autorretrato en la portada– tiene apenas 146 páginas con letra muy grande y sus muy breves capítulos están separados por láminas en las que Kurt Vonnegut apunta dictums o slogans varios. En uno de ellos se lee “No sé ustedes, pero yo practico una religión desorganizada. Pertenezco a un des/orden pagano. Adoramos a Nuestra Señora del Perpetuo Asombro”. Otra pregunta “¿Ustedes piensan que los árabes son tontos? Pero si nos han dado nuestros números. Intenten hacer una división larga con números romanos”. Y cerca del final: “Este es el fin de toda buena noticia sobre cualquier tema. Ocurre que el sistema inmunológico de nuestro planeta está intentando erradicar a los seres humanos. Y todo parece que va camino de conseguirlo”.

Fragmento de una nota de Rodrigo Fresan

Click en la imagen para agrandar

13 oct. 2005


som


Hombre sombra, no arreglaste la heladera aun
Hombre sombra, tu labio se ha partido hasta llegar a tu tobillo
Hombre sombra, ¿quisieras ver en esa cruz mas que dos maderas?
click en la imagen para agrandar

12 oct. 2005


Crisistinitis

Creo estar en crisis, desde que llegue de allá pase delante del espejo algunas veces. La primera imagen que me devolvió el espejo fue un ser que no se había afeitado, esto no seria tan grave si no fuera que la imagen reflejada era la de una luna cuarto creciente con decoraciones de azúcar glaseé. Luego y sucesivamente mi reflejo especular fue un sistema hipermoderno de gritería para baño de acero inox, una uña de sapo tocador de flamenco en guitarra eléctrica fender stratocaster, un cepillo de dientes silbador de tangos melancólicos remixados por un DJ, y también una taza de café blanco con un chorrito de leche púrpura endulzado con elementos altamente tóxicos.

click en la imagen para agrandar

11 oct. 2005


La Bocota


Ahí delante de ti , la ruta. Desde la moto podes ver mejor lo que pasa en la ruta. Y una de las cosas que vi es la cantidad de pequeños seres que intentan cruzar o simplemente deambulan por ella, orugas, arañas, escarabajos, pequeños seres irreconocibles, quizás puedas ver algún roedor, o alguna culebra, tambien puede haber alguna vaca .
En un tramo del camino vi una enorme araña que a paso lento pero decidido, cruzaba la ruta , la esquive y vi por el espejo retrovisor de mi moto un gran camión con todo su ruedaje ( por decirlo de alguna manera) y me di cuenta de que la araña no la tendría fácil.
Fue entonces que imagine a la ruta como una inmensa y casi infinita boca, cuyos enormes dientes móviles serian los vehículos que van por ella. Una boca espectante siempre dispuesta a comer, a devorar, una boca inmóvil que no tiene una garganta conocida, cerca de ella hay siempre seres, como algunos pájaros, que limpian esta asfáltica boca. Algo así como cepillos de dientes vivientes, aunque corren el riesgo también de ser devorados por ella.
¿Cuantos seres son comidos por esas bocas interminables que hemos construido los humanos?
Pensé que cuando el ser devorado es un perro o una ave nos da pena, no así con estos miles de seres pequeñísimos que apenas nos son visibles cundo con nuestros vehiculos somos los dientes de estas colosales bocas.
Y finalmente cuando el devorado es uno de nosotros todo el asunto aparece en la prensa y se llama Accidente de transito.

click en la imagen para agrandar

6 oct. 2005

Postales chiquitoenormes de la Patagonia


En las playas de Puerto Madryn ver como sube la marea despacito, chiquitito va subiendo comiendo la playa, es bellísimo.
Desde una reserva de lobos muy cerquita de Madryn se ven las aguas del golfo, estaban azules y el mar muy lisito, entonces a lo lejos unas arruguitas en la superficie avanzan desde mar adentro hacia la costa, es el viento que se acerca, cuando las aguas arrugadas llegaron entonces llego la brisa a mi rostro
Desde el camino se ve en la Patagonia esa vegetación rala, áspera, mas amarillenta que verde, pero en los bordes de la ruta , en el ripio, crecen pequeños montones de yuyos muy pero muy verdes. ¿Porque crecerán allí tan verdes? Es en Octubre.

5 oct. 2005


Puerto Madryn


Las ballenas esta vez se niegan a mostrarse, clima patagonicoventoso con sol ciclotímico demasiado bello que niega la continuidad y trae puerto cerrado. Fui dos veces al doradillo y según dicen ya es tarde, que la mejor época es junio o julio para verlas alli. No era que que para ver ballenas hay que venir en octubre. Bueno a fin de cuentas pobres cetáceos a ellos no les pagan por avistaje.
Pero aquí lo que se vende como pan caliente es la famosa soledad patagonica que viene bien angustiante y neblinosa, con un touch gales que esta muy de moda y a la usanza. Ahora todos los patagonicenses tienen un tío abuelo Gales que encima tiene la mejor receta de torta galesa.

click en la imagen para agrandar
Free counter and web stats