9 abr. 2016



Ya no abro las puertas, solo me derrito y las atravieso por las hendijas, luego me rehago, a veces tardo años a veces segundos, a veces algún dedo queda líquido, entonces es hora de salir con la mano en el bolsillo.

No hay comentarios.:

Free counter and web stats